Música

lunes, 7 de abril de 2008

Osteoporosis



La osteoporosis es el tipo más común de enfermedad ósea. Se estima que actualmente 10 millones de estadounidenses la padecen, al igual que otros 18 millones que presentan disminución en la masa ósea u osteopenia, la cual finalmente puede llevar a osteoporosis si no recibe tratamiento.
Los investigadores estiman que 1 de cada 5 mujeres estadounidenses mayores de 50 años presenta osteoporosis. Cerca de la mitad de todas las mujeres mayores de 50 años sufrirá una fractura de cadera, de muñeca o de vértebras (huesos de la columna).
La osteoporosis se presenta cuando el organismo no es capaz de formar suficiente hueso nuevo o cuando gran cantidad del hueso antiguo es reabsorbido por el cuerpo o en ambos casos.
El calcio y el fósforo son dos minerales esenciales para la formación normal del hueso y a lo largo de la juventud, el cuerpo utiliza estos minerales para producir huesos. Si el consumo de calcio es insuficiente o si el cuerpo no absorbe suficiente calcio de la dieta, se puede afectar la formación del hueso y los tejidos óseos.
A medida que las personas envejecen, el calcio y el fósforo pueden ser reabsorbidos de nuevo en el organismo desde los huesos, lo cual hace que el tejido óseo sea más débil. Esto puede provocar huesos frágiles y quebradizos que son más propensos a fracturas, incluso sin que se presente una lesión.
Por lo general, la pérdida ocurre de manera gradual en un período de años y, muchas veces, la persona sufrirá una fractura antes de darse cuenta de la presencia de la enfermedad. Cuando esto ocurre, la enfermedad ya se encuentra en sus etapas avanzadas y el daño es grave.
Las causas principales de la osteoporosis son la disminución de los niveles de estrógenos en las mujeres en el momento de la menopausia y la disminución de la testosterona en los hombres. Las mujeres, en especial mayores de 50 años, sufren de osteoporosis más frecuentemente que los hombres.
Otras causas abarcan:
Estar reducida a una cama
Cáncer de hueso
Síndrome de Cushing
Niveles excesivos de corticosteroides debido al uso continuo de medicamentos para el asma, algunas formas de artritis o enfermedades cutáneas y EPOC
Hipertiroidismo
Hiperparatiroidismo
Las mujeres blancas, en especial aquellas con un antecedente familiar de osteoporosis, tienen un riesgo superior al promedio de desarrollar la enfermedad. Otros factores de riesgo abarcan:
Ausencia de períodos menstruales (amenorrea)
Alto consumo de alcohol
Menopausia temprana
Trastornos de la alimentación
Bajo peso corporal
Tabaquismo
Muy poco calcio en la dieta
Uso de ciertos medicamentos como los esteroides y los anticonvulsivos
Síntomas
No se presentan síntomas en las primeras etapas de la enfermedad.
Los síntomas que se presentan en la enfermedad avanzada son:
Dolor o sensibilidad ósea
Fracturas de muñecas o cadera (usualmente es el primer indicio)
Pérdida de estatura con el tiempo
Lumbago debido a fracturas de los huesos de la columna
Dolor cervical debido a fracturas de los huesos de la columna
Postura encorvada
Signos y exámenes
El examen de la densidad mineral ósea (específicamente una densitometría o una radioabsorciometría de doble energía, DEXA por sus siglas en inglés) mide la cantidad de hueso que una persona tiene. Este examen se ha convertido en el método de referencia en la evaluación de la osteoporosis.
Una tomografía computarizada de la columna vertebral puede mostrar pérdida de la densidad mineral ósea. La tomografía computarizada cuantitativa (TCC) puede evaluar la densidad ósea, pero está menos disponible y es más costosa que la DEXA.
En casos graves, una radiografía de la columna vertebral o de la cadera puede mostrar fractura o colapso de los huesos de la columna. Sin embargo, las radiografías simples de los huesos no son muy precisas para predecir quién tiene mayor probabilidad de padecer osteoporosis.
Un examen del calcio en la orina puede brindar alguna evidencia del aumento del recambio óseo, pero su valor es limitado. Están apareciendo muchos exámenes más nuevos para evaluar el recambio óseo y la persona le puede preguntar al médico cuál es el mejor en cada caso particular.
Tratamiento
Los objetivos del tratamiento para la osteoporosis son:
Controlar el dolor asociado con la enfermedad
Retardar o detener el proceso de pérdida ósea
Prevenir fracturas óseas minimizando los riesgos de caídas
Existen algunos tratamientos diferentes para la osteoporosis, incluyendo una diversidad de fármacos.
BIFOSFONATOS:
Los bifosfonatos son un tipo de fármaco utilizado tanto para la prevención como para el tratamiento de la osteoporosis en mujeres posmenopáusicas. Hay varios bifosfonatos aprobados para el tratamiento de la osteoporosis en los Estados Unidos. La mayoría se toman por vía oral, generalmente una vez al día o menos. Por ejemplo, algunos se pueden tomar una vez a la semana.
Aunque los efectos secundarios generalmente son leves, estos son, entre otros, malestar estomacal e irritación del esófago. Debido a que los bifosfonatos son difíciles de absorber, se deben tomar con el estómago vacío y el paciente no debe acostarse ni consumir alimentos o bebidas distintas al agua durante al menos 30 minutos después de tomar el fármaco. El médico puede recomendar también tomar suplementos de calcio y vitamina D.
CALCITONINA
La calcitonina, que viene en aerosol nasal e inyección, es un medicamento que retarda la velocidad de pérdida ósea y alivia el dolor en los huesos. Los principales efectos secundarios de la calcitonina son la irritación nasal de la presentación en aerosol y náuseas de la presentación inyectable.
Aunque la calcitonina retarda la pérdida ósea y reduce el riesgo de fracturas, parece ser menos efectiva que los bifosfonatos.
TERAPIA DE REEMPLAZO HORMONAL
La reducción en los niveles de estrógenos durante y después de la menopausia puede afectar la resistencia de los huesos en una mujer. Basados en estudios preliminares, muchos médicos solían creer que esta terapia de reemplazo hormonal podría ser beneficiosa para reducir el riesgo de fracturas óseas causadas por osteoporosis, además de tratar los síntomas de la menopausia y reducir el riesgo de cardiopatía. Sin embargo, los resultados de un estudio nuevo, llamado Iniciativa de Salud para las Mujeres (Women's Health Initiative, WHI), ha llevado a los médicos a revisar sus recomendaciones con relación a dicha terapia.
El estudio de la WHI mostró que las mujeres que tomaban terapia de reemplazo hormonal tenían 34% menos fracturas de cadera y 24% menos fracturas generales que las mujeres que no recibían las hormonas. Sin embargo, las mujeres que tomaron estrógenos con o sin la hormona progesterona durante 5 o más años tuvieron un incremento del riesgo de cardiopatía, accidente cerebrovascular, cáncer de mama y coágulos sanguíneos.
Los estrógenos aún se utilizan para prevenir la osteoporosis, pero no están aprobados para tratar a una mujer a quien ya se le haya diagnosticado la enfermedad. Si la persona está considerando la posibilidad de tomar la terapia de reemplazo hormonal para prevenir la osteoporosis, debe discutir los riesgos con su médico.
HORMONA PARATIROIDEA
La teriparatida (Forteo) está aprobada en los Estados Unidos para el tratamiento de las mujeres posmenopáusicas que tienen osteoporosis severa y se les considera en alto riesgo de sufrir fracturas. El fármaco se administra a través de inyecciones diarias subcutáneas y la persona misma se las puede aplicar en la casa.
RALOXIFENO
El raloxifeno (Evista) se utiliza para la prevención y tratamiento de la osteoporosis. Es similar a un fármaco para el cáncer de mama llamado tamoxifeno. El raloxifeno puede reducir el riesgo de fracturas de la columna en casi el 50%; sin embargo, no parece prevenir otras fracturas, incluyendo las de la cadera. Es posible que tenga efectos protectores contra la cardiopatía y el cáncer de mama, aunque se necesitan aún más estudios para confirmarlo.
El efecto secundario más serio del raloxifeno es un pequeño riesgo de coágulos sanguíneos en las venas de las piernas (trombosis venosa profunda) o en los pulmones (embolia pulmonar).
EJERCICIO
El ejercicio regular puede reducir la probabilidad de fracturas óseas asociadas con la osteoporosis. Algunos de los ejercicios recomendados son:
Ejercicios de soporte de peso: caminar, trotar, jugar tenis, bailar
Ejercicios de resistencia: pesas libres, máquinas de pesas, bandas de caucho para estirar
Ejercicios de equilibrio: tai chi, yoga
Montar en bicicletas estáticas
Utilizar máquinas de remos
Caminar
Trotar
Se debe evitar cualquier ejercicio que ofrezca riesgo de caída.
DIETA
Se debe seguir una dieta que tenga una cantidad adecuada de calcio, vitamina D y proteína. Aunque esto no detendrá completamente la pérdida ósea, garantizará que habrá disponibilidad de suministro de materiales que el cuerpo utiliza para la formación y mantenimiento de los huesos.
Los alimentos ricos en calcio incluyen leche baja en grasa, yogur, helados y queso, tofu, salmón y sardinas (con los huesos), y hortalizas de hoja verde, como espinacas y col rizada.
El médico puede recomendar los suplementos de calcio y vitamina D. La vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio. La persona le debe preguntar al médico cuál es la mejor en su caso particular.
SUSPENSIÓN DE HÁBITOS POCO SALUDABLES
Se debe suspender el hábito de fumar, en caso de hacerlo, al igual que limitar el consumo de alcohol, ya que el exceso de esta bebida puede causar daño a los huesos y poner a la persona en riesgo de sufrir caídas y fracturas óseas.
PREVENCIÓN DE CAÍDAS
Es crucial prevenir las caídas. La persona debe asegurarse de tener una buena visión, evitar los medicamentos sedantes y eliminar los peligros caseros para reducir el riesgo de fracturas. Otras formas de prevenir las caídas incluyen usar zapatos que ajusten bien, evitar caminar solo en días en que caiga nieve y utilizar barras en el baño cuando sea necesario.
CONTROL
La respuesta al tratamiento se puede controlar con una serie de mediciones de la densidad mineral ósea cada uno a dos años, aunque este control es controvertido y costoso.
Las mujeres que toman estrógenos deben hacerse mamografías, exámenes pélvicos y citologías vaginales regularmente.
CIRUGÍAS CONEXAS
No existen cirugías propiamente dichas para tratar la osteoporosis; sin embargo, se puede usar un procedimiento llamado vertebroplastia para tratar algunas fracturas pequeñas en la columna debido a osteoporosis. Este procedimiento también puede ayudar a prevenir las fracturas de las vértebras débiles, al fortalecer los huesos en la columna.
El procedimiento implica la inyección de una goma que se endurece rápidamente en las áreas fracturadas o débiles. Un procedimiento similar, llamado cifoplastia, utiliza globos para ampliar los espacios que necesitan la goma (estos globos se retiran durante el procedimiento).
Expectativas (pronóstico)
Algunas personas con osteoporosis llegan a incapacitarse gravemente como resultado de los huesos debilitados. Las fracturas de cadera dejan alrededor de la mitad de los pacientes imposibilitados para caminar en forma independiente. Ésta es una de las razones principales por la que las personas son internadas en hogares para ancianos.
Aunque la osteoporosis es debilitante, no afecta la expectativa de vida.
Complicaciones
Aplastamiento vertebral
Fracturas de cadera y de muñeca
Invalidez causada por huesos debilitados severamente
Pérdida de la capacidad para caminar debido a fracturas de cadera
Situaciones que requieren asistencia médica
La persona debe consultar con el médico si tiene síntomas de osteoporosis o si desea hacerse una prueba de detección para esta enfermedad.
Prevención
El calcio es fundamental para la formación y el mantenimiento de huesos sanos. La vitamina D también se necesita debido a que ayuda al cuerpo en la absorción del calcio. El hecho de consumir una dieta sana y bien balanceada puede ayudarle a la persona a obtener estos y otros nutrientes importantes a lo largo de la vida.
Otros consejos para la prevención son:
No fumar
Evitar el consumo de alcohol en exceso
Hacer ejercicio de manera regular
Hay muchos medicamentos aprobados para la prevención de la osteoporosis.

1 comentario:

Amarilis dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.